Torta brownie-blondie


Ingredientes:
  • 1 kg. de dulce de leche repostero a temperatura ambiente
  • 3 claras de huevo a temperatura ambiente.
  • 180 gr. de azúcar
  • Brownie preparado en molde redondo de 26 cm. de diámetro:

  • Blondie  preparado en molde redondo de 24 cm. de diámetro:


Preparación:
  • Cubrir la superficie del brownie con un poco de dulce de leche y decorar los bordes con manga pastelera.

  • Luego de decorar los bordes, rellenar el centro con el resto del dulce de leche para que no quede aire entre las dos capas de la torta.
  • Colocar la otra capa (el blondie) sobre el dulce de leche, teniendo en cuenta que ésta es de menor diámetro y por lo tanto debe centrarse correctamente para que la decoración de los bordes se vea prolija.

  • Con las 3 claras y los 180 gr. de azúcar preparar un merengue italiano o un merengue suizo, si se prepara merengue suizo la torta debe gratinarse durante 3-5 minutos en horno precalentado a temperatura máxima para evitar la contaminación por Salmonella. El merengue italiano puede ser gratinado con soplete. El pico o boquilla que se utilizó para cubrir con merengue es el Saint Honoré (SH1) para manga pastelera.


Observación: Dejar enfriar a temperatura ambiente y luego llevar a la heladera por varias horas.

Imprimir

2 comentarios comentarios

  1. hola, genial la receta porque nunca se me habia ocurrido lo del brownie de chocolate blanco! pero me generastee una dudoota...hice un curso de pastelería y tenia entendido que el merengue suizo se cuece a baño maría por lo que no era necesario llevarlo o flamearlo al horno, q eso era opcional..que solo el francés requería si o si de horno..cuestión q busque en Internet y tampoco encontré nada q me dijera esto..por fa explícame mejor la rz..

    ResponderEliminar
  2. Hola. El problema con el merengue suizo es que se prepara a baño María y con éste método las claras de huevo sólo pueden alcanzar una temperatura máxima de 45° C aproximadamente, esta temperatura no es suficiente para pasteurizar las claras, el proceso de pasteurización es importante para reducir la cantidad de microorganismos que puedan afectar a la salud, transformándolos en inocuos.
    Las claras de huevo se pasteurizan a una temperatura cercana a los 60°C, sin sobrepasar esta temperatura para evitar la desnaturalización de las proteínas de las claras.
    Cuando preparamos un merengue italiano, estamos incorporando un almíbar que se encuentra a 118°C a las claras (previamente batidas a punto nieve), esto permite alcanzar la temperatura necesaria pero es importante incorporar el almíbar de a poco y sin dejar de batir para evitar la desnaturalización de las claras. Por este motivo el merengue italiano es el único que no requiere ser gratinado en el horno.
    Si te interesan estos temas te recomiendo el libro “NUEVO MANUAL DE GASTRONOMIA MOLECULAR” de la Dra. Mariana Koppman, está todo muy bien explicado. Espero que te haya servido la explicación.

    ResponderEliminar

Estas recetas te van a gustar...

SUSCRIPCIÓN